La irregularidad rusa

Escribía hace unos días que el A era el grupo de las cuartofinalistas, porque todas las selecciones tenían opciones de pasar de ronda o cualquiera podía tener un traspié. Tras la primera jornada Rusia asustó con un fútbol ofensivo y efectivo, mientras la República Checa decepcionó desdibujándose en defensa. En la segunda jornada Grecia mostró sus limitaciones y Polonia rascó un empate tan peleado como merecido ante la potencia rusa. En la tercera no hubo guión explicable. Polonia y Rusia fuera. La favorita y la organizadora, a la calle.

La película del gol de Karagounis a Rusia

Rusia es una selección tan potente como irregular, y en esta Eurocopa ha tenido tiempo de mostrar las dos caras. Les valía un empate, pero no supieron finalizar su dominio y se desangraron con el gol griego al borde del descanso. Grecia es una selección menos fina pero más fiable. Al estilo canchero aprovechó su ocasión y supo cerrar su portería, dando una alegría necesaria a un país herido por su situación económica. En el otro partido Polonia arrolló a la R. Checa de inicio, con llegadas continuas y oleadas intensas, pero poco a poco se acabó imponiendo la mayor calidad checa. Polonia necesitaba un gol que cada vez se alejaba más y cada vez merecía menos, y el tanto acabó llegando en la portería donde el balón más merodeó todo el partido. Al final Grecia segunda y la República Checa primera. A priori dos bombones de licor para los que sobrevivan al grupo B. A posteriori, ya veremos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s