Comienzo frenético

antifaz         

 

           Fin de semana muy intenso. Tres partidos, múltiples sensaciones, y debut en segunda regional incluido. ¡Y tan sólo es el comienzo!

 

Victoria visitante justa pero abultada

          Encuentro dócil el que abrió la mañana del sábado. Se trataba de mi primera designación oficial de la temporada en la que tocó madrugar para llegar a Torrellano en una doble entrega de fútbol base.

          Los benjamines del Torrellano (ahora fusionado con el Illice) y el Kelme mostraron muy buenas maneras y sobre todo una técnica muy depurada en relación a su edad, además de unos conceptos bastante asimilados; especialmente me sorprendió (y me facilitó la labor) el hecho de que ambos equipos sirvieran de banda correctamente (algo que no suele ser habitual a estas edades).

          En lo referente a lo deportivo, el partido resultó vistoso; no se trató del típico correcalles entre chavales, sin continuidad en los pases y con muchas carambolas. Ambos equipos demostraron tener un bloque compacto y haber preparado el partido a conciencia.

          Los chicos del Torrellano sólo bajaron los brazos en la recta finaL, y plantaron cara al Kelme, que fue el absoluto dominador del partido y el que gozó de la posesión. Los visitantes se adelantaron tras un rechace (0-1), pero antes del descanso llegó la igualada del Torrellano (1-1) con un auténtico golazo de libre directo (el mejor de toda la mañana).

          Pese al claro dominio visitante el luminoso mostraba una igualada que mantenía en vilo a técnicos y aficionados. Dos contraataques del Torrellano acabaron en el larguero, y ese factor, unido al tempranero gol visitante tras el descanso (1-2), complicó el papel de los impetuosos jugadores locales. La remontada ya no fue posible, y en la recta final el Kelme abrió la herida con 3 goles más (1-5) que no deben empañar un buen partido de ambos conjuntos. Por último, destacar que no hubo problemas (ni tarjetas, ni penaltis, ni apenas protestas).

 

Victoria a balón parado

          Tras el benjamín tocaba un infantil autonómico (Torrellano Illice – Torre Levante). Los visitantes se llevaron el partido sin ser superiores a su rival, mientras que el Torrellano se perdió en protestas y no pudo remontar lo concedido en la estrategia.

          La primera parte, algo sosa, mostró un equipo voluntarioso (el Torrellano), y otro efectivo (el Torre Levante) que se adelantó en el marcador (0-1) en un remate tras saque de falta. El acierto visitante fue tal que al borde del descanso en un córner llegó el 0-2.

          En la reanudación se esfumó el poco ritmo que sí hubo en el primer acto. Los jugadores del Torrellano protestaron cualquier lance del juego (se ganaron dos tarjetas por ello) y los visitantes no dudaron en emplear dureza para mantener la ventaja (otras dos amarillas para el Torre Levante). No obstante, las reclamaciones más vehementes llegaron desde el banquillo local (delegado), amonestado y posteriormente expulsado. El partido aumentó en emoción cuando a poco del final el Torrellano recortó distancias (1-2), pero a la contra el Torre Levante acabaría estableciendo el 1-3 definitivo (resultado engañoso).

 

Al menos fue un partido fácil

          El Xixona venció 4-0 al Sax en mi debut en segunda regional. El resultado insinúa una victoria sencilla, y realmente lo fue para los locales. El partido no tuvo más historia que la impotencia visitante frente a un rival superior. En ocasiones los encuentros con diferencia holgada en el marcador se denominan partidos trampa para el árbitro, debido a la actitud que pueda tomar el conjunto que está siendo superado. Este no fue el caso. Por ello quizá sea más preocupante, siendo un partido tan sencillo (poco habitual en la categoría), el irme con regulares sensaciones.

          Siempre intento sacar conclusiones positivas hasta en un mal partido: me encontré bien de la lesión, volví a sentirme árbitro después de mucho tiempo y disfruté la semana previa al debut, al igual que el trayecto a Jijona y los instantes de vestuario, soledad y concentración que precedieron al choque. No quiero dejar de reseñar en este apartado sobre lo positivo del partido el correcto comportamiento de los banquillos (antes-durante y tras el partido), especialmente del visitante que fue el derrotado.

          En cuanto a los peros, el más grave fue permitir que el encuentro comenzara con retraso (debido a que los jugadores retardaron el calentamiento). Noté el hecho de no haber pitado desde el mes de mayo (me faltó ritmo, frescura de ideas y reflejos). Físicamente debo mejorar aunque no me vi del todo mal, y en cuanto a otros aspectos técnicos y de manejo de las situaciones y asimilación de las protestas, demostré mi virginidad hasta la cita.

          Por un lado reflexiono,¡menos mal que fue un partido sencillo! y siento rabia por no haber estado a la altura; por otro me consuelo pensando que sólo era el primer partido, y pronto llegará la oportunidad de desquitarme. Hasta entonces mi cabeza no dejará de repasar los errores de Xixona!¡Mal día para un primer informe!

Foto0256

Xixona - Sax

Anuncios

Una respuesta a “Comienzo frenético

  1. Hola Cesar. Una pregunta: ¿Guijarro sabe de tus aficiones, literarías?
    Saludos.
    PD. Si quieres, pídele mi móvil a Mari y te comento un par de cosas. Soy el del Coñac.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s